miércoles, 21 de febrero de 2007

Google y los ladrones

Parece ser que a la SGAE le molesta que ciertas anotaciones queden asociadas directamente con ellos cuando se realizan búsquedas en Google. La verdad es que es una historia larga, pero jugosa y que no tiene un fin claro. ¿Cuál es el problema? que cuando en Google realizas una búsqueda sobre la palabra ladrones, te reenvía a un comentario de Julio Alonso (autor de Merodeando) titulado "SGAE=ladrones". En consecuencia, si pulsas el botón "Voy a tener suerte" es esta página la que ves.

¿Y cómo piensan arreglarlo? Pues demandando a quien se le ponga de por medio. De momento ya le ha llegado un burofax a Julio exigiéndole que retire el comentario del blog y reservándose el derecho a emprender acciones legales (aunque lo retire). Puedes leerlo todo en este comentario de Merodenado.

El problema ha aparecido cuando Google ha modificado sus algoritmos de búsqueda para evitar el llamado Google bombing.
Al cambiar Google la forma de devolver los resultados, resulta que ahora es el comentario SGAE=ladrones el que aparece.

El Google bombing consiste en conseguir artificialmente que una página aparezca entre los primeros resultados de Google. Y esto se consigue básicamente creando muuuuuuuchas páginas que contengan los términos de búsqueda que te interesen y apunten todas a un mismo sitio. En nuestro caso, con páginas en las que aparezcan los términos SGAE y ladrones y contengan un enlace al artículo mencionado. Cosa que, si os dáis cuenta, acabo de hacer sin querer, simplemente por estar informando de un hecho.

Por cierto, este es el efecto que la SGAE ha conseguido: que muchos sitios comenten esta noticia y contribuyan a la popularidad de esta página, reforzando los enlaces que tiene Google entre los términos SGAE y ladrones con la página de Merodenado.

¿De quién es la culpa? No me quiero meter en consideraciones legales de si ha habido difamación o no (eso que lo decidan los jueces). Pero, en cualquier caso, se está demandando a una persona por unos comentarios realizados hace 3 años simplemente porque aparecen en los primeros puestos de los resultados de búsqueda de una empresa privada extrajera. ¿Demandan a Julio por lo que dijo o por aparecer en Google?

Esta comparación de la SGAE con ladrones y otros calificativos ya tuvo un episodio anterior que provocó el cierre de la Frikipedia (ver su web): una parodia de la Wikipedia donde puedes encontrar definiciones más o menos sarcásticas de muchos términos. Entre ellos de la SGAE .... que solucionó con otro burofax.
Puedes ver las definiciones en la Uncyclopedia y en la Inciclopedia.

Desde aquí, suerte a Julio Alonso.

(fuente Merodenando, vía EDans y Microsiervos entre otros)

Noticias relacionadas


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada